Pía Salas Directora Fundación Abrazarte Personas que Inspiran

Pía Salas – Directora Fundación Abrazarte

Pía Salas es fundadora y directora de la Fundación Abrazarte. Actualmente se encuentra cien por ciento abocada en sacar adelante la fundación, si bien reconoce que la pandemia ha sido bastante destructiva y ha golpeado fuerte a su fundación. Ella también ha sabido ver el lado positivo de todo esto y rescata que “la pandemia ha sido sabia”, significa que hay ciclos que terminan y empiezan nuevos, nos hace replantearnos muchas cosas en la vida y en lo que uno hace. Actualmente se encuentra en una etapa de cambios personales y en la fundación, “estamos conformando un nuevo directorio y haciendo cambios profundos”.

Hoy como fundación Abrazarte estamos muy felices porque a pesar de todas las adversidades, nuestros participantes lograron salir de la calle, con todo lo que eso significa. Queremos seguir apoyándolos en educación y en familia, que sigan estudiando y sacando adelante sus cursos que trabajamos con un programa especializado de educación flexible. Como fundación no sólo buscamos sacar a los niños de la calle, queremos transformar almas, convertir a los niños en mejores personas que puedan reinsertarse en la sociedad.

¿Cómo fueron tus inicios en el área social, que fue lo que te impulsó a ir por ese camino, que experiencias marcaron tu vida?

Tenía 45 años y decía que quería salir al mundo a hacer algo, siempre tuve claro que los que más me preocupaban eran los niños, quería trabajar con niños. Fue un lunes 12 de octubre del año 2005, cuando vi un programa en la televisión donde mostraban a niños en situación de calle y fue ahí cuando me levanté, salí de mi casa y fui a buscar a estos niños del río Mapocho. Yo elegí a estos niños, a los del río Mapocho porque nadie creía en ellos, eran personas muy estigmatizadas, nadie creía que podían cambiar y salir de la calle. Eso fue uno de los puntos más importantes que me llenó de fuerza y motivación, ayudar a los niños más necesitados, vulnerables y difíciles de ayudar. Siempre pensé en Jesús, es donde el estaría, justo ahí ayudando a estos niños del río Mapocho.

¿Qué te gustaría poder lograr en un futuro próximo en términos sociales, cuáles crees que son los principales desafíos que presentan como fundación Abrazarte?

Uno de los principales desafíos es lograr más recursos para que la fundación pueda seguir ayudando a que las familias abrazadas continúen avanzando. En un futuro cercano me gustaría poder formar un centro de sanación para todos, donde a su vez, las personas puedan también al salir ser sanadores de otros, un centro que sea un encuentro en el camino hacia la unidad.

¿De dónde crees que viene tu energía para seguir luchando por tus sueños?

De escuchar. Escuchar al cielo, a mi alma y a mi corazón. Me guiaron en cómo debía ser esta intervención y al escucharlos pude transformar estas vidas y ser una ayuda y un aporte. Mi conexión con el universo y con Dios y la capacidad de poder escuchar al universo han sido mi fuente de energía para seguir adelante.

¿Qué anhelas para Chile, qué cambios crees que necesitamos para tener un país más inclusivo e integrado, sin jóvenes y adolescentes en situación de calle?

Creo que necesitamos sanarnos como sociedad, creo que cada individuo tiene que buscar en sí mismo la humildad de entender que venimos a este mundo a sanarnos, a trascender y a vivir una experiencia que nos permita ser más puros. Debemos entender nuestra esencia como humanidad. Tenemos que ser capaces de encontrarnos con otro y saber abordarlos desde el amor. Creo que sin esto no vamos a avanzar mucho. Hoy siento que hay más conciencia de la importancia del amor y de un nosotros. Espero que luchemos más para transformarnos en un Chile más acogedor, más amoroso y menos rabioso, dejando los miedos de lado.

Algún comentario o algo que desees agregar.

Quiero agradecer a ustedes por esta entrevista, a Paola Peña por todo lo maravilloso que hace con Fundación Abrazo Fraterno; agradecer a Dios. Gracias al universo por tanto amor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba